La importancia de pasar tiempo con tu bebé

Comment

Mama Primeriza


Cuando le dedicas las 24 horas del día a tu bebé y luego debes retornar a tus actividades laborales, sientes pena y piensas que te perderás de muchos momentos importantes en la vida de tu pequeño. Es normal que mamá y bebé se acostumbren a estar juntos, pero déjanos decirte que hay muchas formas de mantener fuerte el vínculo con tu bebé, a pesar de que pases menos tiempo a su lado.

En la actualidad muchas madres trabajan largas jornadas para mantener a sus hogares. Sin embargo, esto no quiere decir que no puedas administrar tu tiempo para estar con tu bebé y cuidarlo.  Hoy en día es posible dedicarle tiempo al trabajo y a la familia, solo se trata de saber planificar tus actividades.

Puedes dejar a tu bebé al cuidado de familiares o de una niñera, lo ideal es que sea alguien de mucha confianza y con experiencia. La comunicación es muy importante en este caso, ya que debes estar al tanto de cómo se encuentra tu bebé mientras trabajas. Una buena opción es llamar por teléfono a la persona que está al cuidado de tu pequeño para que te diga si se encuentra bien y así tú te sientas tranquila.

Los fines de semana son ideales para dedicarle un tiempo especial a tu bebé. Organiza reuniones familiares o paseos cada cierto tiempo para compartir muchos momentos en familia, de este modo verás que no es tan grave tener un trabajo estable y no poder estar más tiempo con tu bebé. Demuéstrale cada momento cuánto lo amas y que siempre lo cuidarás.

La presencia de papá y mamá durante los primeros meses del bebé

Es importante que todo hijo cuente con la presencia de papá y mamá en su desarrollo, sobre todo en sus primeros meses de vida. Según los especialistas, la presencia de una figura paterna es necesaria desde un inicio. Si bien en muchas familias la madre es la cabeza del hogar y el padre biológico no está presente, algún familiar suele tomar el lugar de figura paterna para el bebé que acaba de nacer y esto también es muy positivo.

Cuando el papá y la mamá participan juntos de la crianza y el cuidado del bebé compartiendo labores en casa, las ventajas son muchas:

  • El bebé reconoce la voz de sus padres y las relaciona con afecto y seguridad.
  • El niño crece con una mejor habilidad para socializar y hacer amigos.
  • Fomenta la unión entre los padres.
  • El papá y la mamá aprenden por igual a reconocer las necesidades cotidianas de su pequeño.
  • Beneficia al bebé en su interacción con otros adultos.
  • Papá y mamá comparten la crianza del bebé y las labores en el hogar.
  • El bebé crece con una base más sólida para enfrentar la vida.
  • Los niños se sienten identificados con el papá en su rol masculino y las niñas, con la mamá.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *