Consejitos para cuidar la cicatriz de la cesárea

Comment

Mama Primeriza


¡Hora de ir a casa! Mamita, ya pasó el momento sublime de conocer a tu pequeño, cuando pudiste verlo por primera vez a los ojos y sentiste que el mundo era distinto, más bello de lo que lo recordabas. Una vez finalizada la cesárea comienza una nueva cuestión que involucra preocuparte por tu propia salud: ¿cómo cuidar la cicatriz que quedó después de la operación realizada?

Recuperarse de este proceso puede ser más complejo de lo que una piensa porque debes pasar por varios aspectos. Sin embargo, la marca que se mantuvo después de la operación necesita unos cuidaditos aparte para que no haya mayores complicaciones. Te mostramos los mejores consejitos para cuidar la cicatriz de la cesárea.

La indicación más habitual que se hace en estos casos consiste en mantener limpia la zona de la cicatriz. Deberá ser lavada constantemente con agua y jabón, sin necesidad de frotarla bruscamente pero sí conservándola seca de manera adecuada. Además, debe mantenerse al aire el mayor tiempo posible.

Otro aspecto a tomar en cuenta para cuidar la cicatriz se encuentra en la alimentación que realizas a diario. Mamita, uno de los consejitos más importantes es que consumas la mayor cantidad de agua posible, combinado con una dieta que sea rica en proteínas (lácteos, pescado y carne) y vitaminas (frutas y verduras). Todos estos ingredientes deben poseer un balance adecuado para que el efecto en el cuerpo sea instantáneo.

Mientras vayan pasando los días hay que ver que la cicatriz esté cerrando de manera correcta y a su ritmo. De lo que también hay que percatarse es la coloración que presenta la misma, si exhibe inflamación y si se encuentra más caliente de lo normal, estos pueden ser síntomas que indiquen si la herida está curándose bien o no.

Eso sí, es probable que en algunos casos los cuidados de la cicatriz se presente antes que en otras mamis. Si esto pasa no te preocupes, es totalmente normal que en algunas mujeres la cicatriz cierre más rápido que en otras y no necesariamente significa que su tratamiento esté mejor que el tuyo, son solo cuestiones corporales que presenta cada una.

Tal vez tampoco desaparezcan rápidamente los síntomas de dolor o picazón que surge luego de esta operación. Lo que te podemos recomendar mamita es que tengas mucha paciencia, sigue estos consejitos y verás que poco a poco no solo estas sensaciones desaparecerán, sino que estéticamente se verá mucho mejor.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *